El gobierno de PP-CC en el Puerto de la Cruz aprueba sin apoyos el presupuesto de 2019

La oposición rechazó las cuentas que ascienden a 42,2 millones por considerar que no responden a las necesidades de los vecinos; el PSOE presentó una enmienda a la totalidad

El grupo de gobierno (PP-CC) en el Ayuntamiento del Puerto de la Cruz aprobó ayer sin el apoyo de la oposición el presupuesto de este año por importe de 40.923.677 euros, que se elevan a 42.294.238 si se incluyen las partidas destinadas al Organismo Autónomo Local, el Patronato del Museo Arqueológico, y a la empresa pública municipal Pamarsa.

Durante más de cuatro horas se debatieron unas cuentas que ni siquiera fueron detalladas por el grupo de gobierno y a las que el PSOE presentó, sin éxito, una enmienda a la totalidad, mientras que la Asamblea Ciudadana Portuense (ACP) propuso cinco enmiendas que también fueron rechazadas por los concejales del Gobierno municipal.

Con más tintes de mitin que de sesión plenaria, el debate de las cuentas quedó relegado a un segundo plano pese a que todos coincidieron en que se trata de la herramienta de planificación más importante para el municipio. En su lugar, se produjo una discusión extensa y agotadora, en la que hubo alusiones hasta para el libre pensamiento y en la que la concejal de Hacienda, Sandra Rodríguez, y el portavoz socialista, Marco González, acapararon todo el protagonismo.

Este último insistió en dos oportunidades su petición de que el documento quedara sobre la mesa para elaborar unos nuevos que se ajustaran a las necesidades del municipio, y en base al diálogo, la participación y sobre los principios básicos de la justicia social, la igualdad, la transparencia y la eficacia.

Sin embargo, ésta fue denegada y además, muy criticada por el alcalde, Lope Afonso, quien lo acusó de “disimular” con sus intervenciones “lo que no había hecho, que era estudiar las cuentas para debatirlas durante la sesión plenaria”.

En este sentido, le espetó que los diputados del Ejecutivo regional “apenas tienen 20 días para presentar enmiendas a la comunidad autónoma”. Por si fuera poco, le reprochó a González que le pidiera “que se retirara el mejor presupuesto de todo el mandato”.

Si en algo coincidieron las dos fuerzas de la oposición es la escasa cantidad de la que dispone el área de Bienestar Social para satisfacer las demandas y necesidades de la ciudadanía “y de aquellos que peor lo están pasando”, dijo el portavoz de la ACP, David Hernández, quien añadió que “es la misma que PP-CC destina para los sueldos de sus concejales”.

Para intentar corregir los importes “ridículos” que a su juicio tienen Juventud, Educación y Participación Ciudadana, la ACP presentó cinco propuestas consistentes en reducir porcentajes de partidas señaladas, como la retribución a los órganos de gobierno, y asignarlas a mejorar la sala de estudio Isabel Acosta, implementar un gimnasio en el pabellón Miguel Ángel Díaz Molina, aumentar la ayuda a domicilio, a los clubes deportivos, culturales y distintas asociaciones de la ciudad, o a la instalación de césped artificial en el estadio El Peñón.

Sandra Rodríguez defendió el diseño de las cuentas de este año “porque permitirán la mejora de los servicios públicos básicos, la ejecución de las inversiones, y las subvenciones a entidades públicas y privadas en los sectores educativos, de servicios sociales, fiestas, cultura y deportes”.

(Visited 19 times, 1 visits today)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *